18.3.09

TP nº 2 corrección de la anécdota anterior, ahora tiene nombre

Mis treintas

Cuando estaba por cumplir treinta años decidí hacer una fiesta. Vivía sola, viajaba, escribía y trabajaba cuidando niños, lo pasaba genial.
Me sorprendía que casi todos mis amigos ya tenían hijos.
Además ahora me daba cuenta de que cuando empecé a trabajar de baby-sitter los padres eran casi diez años mayores que yo y de repente ahora tenían mi misma edad.
Para la fiesta ya había organizado que Sebastián se ocuparía de traer porro, Ariel el alcohol fuerte y Gustavo las pepas. Yo quería la fiesta inolvidable.
Ese día me super produje y estrené además los mejores tacos aguja, hay fotos que lo acreditan.
La fiesta fue un éxito, pero me pasé la noche bajando y subiendo los dos pisos por escalera para abrirles a los que llegaban. Cuando subían los últimos empezaron a irse los primeros y así me pasé casi toda la noche en el pasillo.
Mis pies latían, me senté en un descanso de la escalera y descalza comencé a hacerles un pequeño masaje, entonces caí en la cuenta de que para irse los invitados solo hacía falta que el último dejara la llave en el palier del lado de adentro, no tendría que haber bajado tanto, esta idea sumada al dolor intenso de pies me produjo llorar como una nena, sentada en la escalera, sola y a oscuras lloraba con los tacos en la mano y los pies hinchados, lloraba por los pies, por la escalera, por mis treinta años, por los hijos que no tenía, por los novios que había echado, por la familia que no había formado, todo era motivo para seguir alimentando el llanto.
De repente se encendió la luz del pasillo y escuché que alguien me llamaba por la escalera –Lexi ¿Estás ahí? – se asoma Sebastián, - ¿qué te pasa nena? ¿estás llorando?
-si , dije sin poder parar. Se acercó y me abrazó como hacía tiempo que no lo hacía, como cuando éramos novios, me besó y me acarició.
-ya se fueron todos ¿vamos a la cama? viene la mejor parte de la noche bobita, dijo riéndose.
Ese día decidí que a partir de los 30 ya nada iba a importarme demasiado.

14 comentarios:

Gastón dijo...

Con título y buen final.

Supongo que habrá un TP Nº3 con algunas escenas de alcoba, no?

De todas maneras, la frase final...
Magnífica!!!

Besos prácticos

bel!¡! dijo...

Realmente es hermoso el cambio! Creo que quedó genial, mejor imposible amiga!


Ahora, voto a gastón por su idea! TP Nº3!!!!


Abraxo!

Dorian dijo...

claro! nada es tan importante.
besos

Zobeid@ dijo...

mucho mejor este texto y este final, me gusto me gusto.

Inti Raymi dijo...

Impecable, como siempre...

girlontape dijo...

las revelaciones siempre caen en los cumpleaños... abrazo perrra!!

lo rigby dijo...

super bueno, y me diste una mejor idea para festejar los 30...
yo siempre dije (y digo) que lo voy a hacer en un pelotero aunq la posta es pelotero + pepas

me encanto el tp corregido

y sin corregir tb!!

besoooo

Inti Raymi dijo...

Trate de escribir algo del tipo "Con mi novia la verdad que andamos fenomeno" pero como que no quedo muy lindo. Las mejores historias creo que son las que inebitablemente conllevan una tragedia. saludos

Anónimo dijo...

No me gusta que te solés poner en víctima. que se vayan todos a cagar! que es eso de andar necesitando el típico hombre salvador!?
Ah, la historia quedó mucho mejor esta segunda vez!

Morgana dijo...

El anónimo es mío!

lexi dijo...

morgana sos mi amiga... es un cuento nenaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!!!!

erker dijo...

mis treinta fueron asi de salvajes tb, tanto que muchos compartimos de alguna forma tucas, pelpas y novias...tu manera de contar es genial, ya sabes, me encanta lexx..
yo creo que en algun momento alguien de repente nos interesa y mucho...soy asi de pelotudo, jaja!!! besos

Javier dijo...

Tendrías que animarte a contar el resto, nos pondrías mas cachondos.

ai dijo...

bellisima historia.. mas de esas cosas que le pasan a las mujeres..

besos..